MINDFULNESS PARA TU NEGOCIO

18.02.2019

Post escrito por Carolina Lacruz- Copywriter- https://carolinalacruz.com/ "Te ayudo a destacar en Internet con textos persuasivos"

¡Arrancamos de nuevo con los desayunos Conectideas! 

Este 2019 hemos comenzado con fuerza y nos ha acompañado una persona llena de energía.

Es Lorena Aznar, una profesional del coaching que ha venido a darnos un taller de mindfulness.

El mindfulness parece que se haya puesto de moda pero es como muchas profesiones o corrientes de pensamiento nuevas: mucha gente sabe que existen pero necesitan ser explicadas. Solo con el nombre no te haces idea de lo que es.

Pero no te preocupes que no te irás de la web de Conectideas sin saber qué es mindfulness.

¿Qué es mindfulness?

El mindfulness consiste en estar atento de manera intencional a lo que hacemos. También se llama conciencia plena o atención plena. Tener una atención plena significa poner el 100% de nuestra atención en el aquí y el ahora.

Te propongo un ejercicio: piensa en las actividades que realizas a diario. ¿Tienes una conciencia plena de lo que estás haciendo en ese momento o estás pensando en otras cosas?

Sé cómo te sientes porque a todos nos pasa. Estamos haciendo algo pero con la mente en otra parte. Por ello no prestas plena atención al momento que vives.

¿El hecho de no poner atención plena a lo que hacemos afecta a los emprendedores? 

Sí que afecta y por eso el taller de @lorenaaznarcoach ha sido un soplo de aire fresco para las que lo hemos disfrutado.

¿Por qué el mindfulness es necesario para los emprendedores?

El problema de la mayoría de los emprendedores es que tienen que llevar muchos aspectos de su negocio, están muy solos y eso lleva a acumular muchas tareas.

¿No sientes en ocasiones que te estalla la cabeza? ¿Te ocurre que estás haciendo algo y a la vez te vienen a la mente un montón de tareas pendientes?

Si esto te sucede es que necesitas unas nociones de mindfulness.

Ejercicios de mindfulness que aprendimos con Lorena Aznar

Al comienzo del taller, Lorena nos dijo que escribiésemos cómo nos habíamos sentido al llegar a este evento.

Después casi todas coincidimos en que nos cuesta "estar en lo que estamos", es decir, ser conscientes de vivir el momento presente sin prestar atención a todo lo que nos viene a la mente.

Las practicas formales del mindfulness son el yoga y la meditación. Lorena nos introdujo a la meditación y nos recomendó una aplicación móvil llamada MEDITA, muy útil para habituarse a la meditación diaria en espacios cortos de tiempo. Con ella puedes meditar durante espacios de tiempo de 2 minutos o 10 minutos.

Otra actividad fue el botón de la voz interior. A todos nos ocurre que tenemos un diálogo con nosotros mismos, un diálogo interno. Este diálogo es a veces positivo y a veces negativo, ya sabes, como eso que ves en las películas en las que el protagonista tiene encima de uno de sus hombros a un ángel y encima del otro hombro a un diablillo. 

El ángel te dice lo bueno que eres, que te lances, que todo irá bien... mientras que el diablo es lo contrario.

Está claro que el diálogo positivo te hace venirte arriba. ¿Pero qué pasa cuando eso que te dices a ti mismo es negativo?

Cuando tu diálogo interno es negativo te sientes más limitado y lleno de miedos.

Aquí Lorena nos ha dicho que efectivamente, estos diálogos están resonando en nuestra mente pero podemos variar su volumen. Lo que más interesa es bajar el volumen del diálogo negativo. Entonces hemos localizado un botón para subir o bajar el volumen de este diálogo según como te vayas sintiendo.

Para finalizar el taller cada una hemos tenido que pensar un momento del día o de nuestras actividades cotidianas en los que nos comprometemos a estar aquí y ahora, disfrutar siendo plenamente conscientes, sin pensamientos que no tienen nada que ver.

Entre las respuestas han salido los momentos de paseos, los momentos en que se va conduciendo, el rato que se comparte con los hijos o las comidas familiares. 

Una vez finalizado el taller con Lorena hemos hecho un ejercicio con Pilar de Conectideas para aprender a presentarnos sin vender pero creando expectación a nuestro interlocutor.

Hemos hecho una ronda de presentaciones centradas en la propuesta de valor. Un elevator pitch de 1 minuto, nuestro minuto de oro.

Esto es, no se trata de decir simplemente tu nombre y tu profesión sino construir una frase con lo siguiente:

  • Nombre.
  • Qué haces.
  • A quién ayudas.
  • Qué consiguen con tu ayuda.

Por ejemplo, un consultor de marketing online puede decir:

"Hola, me llamo María, y ayudo a negocios digitales a obtener más visibilidad y ventas a través de estrategias de marketing online".

Fue un momento muy bonito, de mucha participación, donde todas colaboramos para crear nuestro elevator pitch. Todas aportamos valor al resto para que cada una consiguiera sacar su propuesta de valor, ver en qué se diferencia y así poder mostrarlo después en cualquier evento.

El Club Conectideas está al caer

En un clima de ayuda, colaboración y buen ambiente, que Pilar crea en sus Desayunos Emprendedores y también gracias a Lorena con sus ejercicios, llegó la hora de la gran noticia. 

En marzo comenzará su andadura el Primer Club de Emprendimiento Femenino de Aragón,  Pilar nos presentó el Club Conectideas.

El Club Conectideas consistirá en grupos Mastermind. Por si no te suena, un grupo Mastermind consiste en una reunión periódica de varios emprendedores con el objetivo de hablar de sus negocios para compartir conocimientos y experiencia profesional y así, ayudarse unos a otros a hacerlos crecer.

Es cierto que hay grupos de este estilo online o en otras ciudades, pero muchas veces se echa de menos el trato presencial, el contacto con las demás emprendedoras. Somos seres sociales y necesitamos una relación cara a cara. Pilar nos dijo que el Club se reunirá en la sala de un coworking para trabajar y así hacer crecer los negocios a tope.

¿Te animas?

Si te ha gustado lo que has leído y además eres emprendedor de Zaragoza, ya sabes que te esperamos en los Desayunos Emprendedores y en el Club Conectideas. Hay muchos emprendedores en nuestra ciudad que no pueden desplazarse a otro sitio. ¿Qué mejor inversión de tiempo que conocer a otras personas que están viviendo lo mismo que tú?

Y no te olvides del aquí y el ahora.